Reforma Judicial: ¿Le Alcanzan los votos al oficialismo para aprobarla?

El portal especializado NCN (Noticias Congreso Nacional) dio cuenta en el día de hoy de un informe que sostiene que a pesar de los esfuerzos de la Cámara Alta por darle un rápido tratamiento y girar a Diputados el proyecto de reforma judicial que impulsa el Presidente de la nación, se sigue trabando cada vez más, y es que ahora, los legisladores que responden al gobernador Juan Schiaretti anunciaron que tampoco acompañarán la iniciativa de Alberto Fernández. Con este panorama, y ahora sin los votos de Córdoba y tampoco del lavagnismo, y mucho menos los de Juntos por el Cambio que está firme en su postura desde el día uno, al Frente de Todos en el Congreso se le complica mucho más conseguir aprobar el deseo del Gobierno Nacional.

Por ahora, el Gobierno no tiene los votos para conseguir aprobar el proyecto de Reforma Judicial que impulsa el Ejecutivo. Y es que sin los votos de Juntos por el Cambio, de Consenso Federal, y ahora de los legisladores cordobeses, el oficialismo tiene complicado su objetivo.

En el Senado avanza sin problemas, ayer 19/08 consiguieron firmar dictamen, se tratará en el recinto a fin de mes y lo girarán a la cámara baja para que sea tratado y aprobado, según los deseos del Frente de Todos, antes de que termine septiembre, pero los números están complicados y por estas horas los teléfonos de algunos legisladores arden en el medio tratar de conseguir acuerdos y negociar para que se haga ley la iniciativa presidencial.

  • Fuentes parlamentarias aseguraron que desde el Gobierno esperan poder alcanzar una negociación amena con Consenso Federal, ya que Sergio Massa y Graciela Camaño tienen «buena relación» y probablemente desde el Frente de Todos «redoblen sus negociaciones» para conseguir acuerdos.

Sin embargo, desde el oficialismo en el Congreso se sorprendieron por la decisión de los legisladores cordobeses, que responden el Gobernador Juan Schiaretti.

Es cierto que Schiaretti es cercano al expresidente Mauricio Macri, y que al kirchnerismo/albertismo no le ha ido bien últimamente electoralmente hablando. Sin embargo, el rechazo a la reforma judicial de Alberto Fernández por parte de Córdoba llegó justo cuando el mandatario nacional anunció la financiación nacional del 100% de la obra de Ampliación de la Planta Depuradora de Bajo Grande y colectores principales de la Ciudad de Córdoba, que en el acuerdo inicial contemplaba una financiación del 66%.

En esa línea, Schiaretti dijo que se ahorrará 4.500 millones gracias a esa obra. «Debo agradecer y reconocer que el presidente decidió hacerse cargo de lo que resta de la obra». Aun así, sus legisladores dijeron «no» a la reforma judicial.

  • ¿Quiénes son los esos legisladores cordobeses? Son los diputados Carlos Gutiérrez, Alejandra Vigo, Pablo Cassinerio y Claudia Márquez quienes no van a votar a favor, y lo que alegan es que «no existe consenso político» para avanzar con la reforma.

Estos cuatro diputados se suman a la lista que la integran, además de los legisladores de Juntos por el Cambio, los del bloque de Consenso Federal, que lo forma Graciela Camaño, Alejandro «Topo» Rodríguez y Jorge Sarghini, quienes el martes 18/08 anunciaron que tampoco acompañarán el proyecto de ley.

«Sin un acuerdo político fuerte y extendido, la reforma judicial es inviable. Y está claro que un acuerdo de ese tipo no existe. Por eso, ratifico que el bloque de Consenso Federal no la votará», fue lo que dijo el «Topo» Rodríguez al hacer el anuncio. Mientras tanto, Graciela Camaño dijo que la reforma judicial es «absolutamente inoportuna».

Otra sorpresa que se llevó el oficialismo fue la negativa del Frente de Izquierda ante la reforma judicial de Alberto Fernández, y es que los diputados nacionales Nicolás del Caño y Romina Del Plá se mostraron en contra de la iniciativa presidencial.

«No apoyamos la reforma judicial ni la votaremos. Impulsamos la elegibilidad por voto popular de los jueces. Estamos contra la impunidad de las dos orillas de la grieta», dijeron desde el FIT.

Por lo pronto, el único aliado que le queda al Frente de Todos, es el interbloque que conduce el mendocino José Luis Ramón, Unidad Federal, que generalmente acompaña al oficialismo en sus proyectos.

No obstante, hay dos votos que el oficialismo tendrá que descontar. Uno es el de la diputada nacional Beatriz Ávila, que dijo en las últimas horas que no está en desacuerdo con renovar el acuerdo para sesionar de manera remota, pero que no acompañará el proyecto de reforma judicial porque a su juicio «hay otros temas que preocupan a la sociedad» en este momento. Además, el diputado Antonio José Carambi tampoco está seguro si acompañará, aunque tampoco confirmó que no lo haría.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.