«A lo Flamengo»: el PSG liquidó el pase a la final en dos minutos

Casí como un Déjà vu entre lo que paso con “Gabigol” y compañía ante el River de Gallardo en la recordad final de la Libertadores, el París Saint Germain sólo necesitó de algunos minutos de inspiración de Neymar y Mbappé para pasar a semifinales de Champions League por primera vez en 25 años. 

A falta de cumplirse sólo el tiempo de descuento, Atalanta se encontraba 1-0 arriba. Pero los descuidos italianos mezclados con el desgaste de una gran tarea a lo largo del encuentro, no fue suficiente para contrarestar lo que tenían preparados los franceses sobre el final.

Con goles de los ingresados Marquinhos a los 89 y de Choupo-Moting a los 92 minutos, PSG dio vuelta la historia y sacó pasaje a semifinales. La elaboración de ambos tantos se la repartieron Neymar y Mbappé.

Terminado el primer tiempo, Atalanta estaba dando la sorpresa con un golazo del croata Mario Pasalic a los 26 minutos. El elenco de Bérgamo había hecho valer su gran coherencia colectiva por sobre la dependencia de los parisinos en cuanto a lo que pueda o no elaborar Neymar. Aún así, el brasileño fue para los italianos un dolor de cabeza que sólo se pasó cuando el atacante quedó mano a mano con el arquero, pero sus definiciones habían sido erráticas en exceso.

Atalanta contó con tres ausencias de renombre, como las del goleador esloveno Josip Ilicic (de licencia), el arquero titular Pierluigi Gollini (lesionado) y el defensor ex San Lorenzo José Luis Palomino (en el banco). Con orden y astucia a la hora de manejar la pelota, hizo volar de un lado a otro al costarricense Keylor Navas, el gran culpable de que los de Bérgamo no pasaran al frente con mayor ventaja en la primera parte.

Pero el ex Real Madrid no pudo hacer nada a los 26, cuando una buena jugada colectiva italiana derivó en Pasalic, dentro del área y por derecha, mandó a colocar la pelota al ángulo más lejano de Navas con un gran zurdazo de primera.

Con pocas ideas para aprovechar la pelota (la posesión fue de 58 por ciento para PSG), los parisinos prenden velas al ingreso del Joven Maravilla Kylian Mbappé, quien llegó con lo justo al partido tras sufrir una lesión y esperaba sentado desde el banco su oportunidad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.