Evo Morales: “Si no fuera la pandemia el pueblo estaría en la calle» (Audio)

El expresidente derrocado Evo Morales habló sobre el proceso electoral de Bolivia, el estado del país con la dictadura y la corrupción instalada por el gobierno de facto. “Esto no es sólo un golpe al indio, sino establecer un modelo económico y fundamentalmente, el tema del litio”. “Cuando los gringos muerden no sueltan”, afirmó.

Evo Morales se refirió a la actualidad de su país, y afirmó que «Bolivia tiene dos pandemias, en temas de la vida y económicos. Lamentablemente el coronavirus ataca la vida y el gobierno de facto ataca a la vida con el hambre. El departamento de Beni está en una situación muy grave, en temas económicos la pandemia paraliza el aparato productivo por la cuarentena. Pero es un gobierno que paraliza todo el aparato productivo con corrupción y nepotismo, y que ahora suma inicios de privatizaciones», sostuvo el expresidente derrocado.

En dialogo con RadioCaput,  manifestó que “a la crisis política se le sumó la sanitaria y la económica, y la tarea es ver cómo evitar una crisis humanitaria, que ya se siente. Creo que este COVID-19 le cayó como anillo al dedo a este gobierno de facto. Por la cuarentena el pueblo no puede movilizarse. El gobierno de facto ha aprovechado con la privatización”.

Evo indicó que “han habido pequeñas rebeliones” y manifestó que lo que más le preocupa es “que salven sólo la economía”. “Si bien ellos se creen gobierno de transición, para mí es una dictadura, un golpe de Estado. Si lo fuera, su única responsabilidad es convocar a elecciones en noventa días”.

Precisamente, en relación a las elecciones, el expresidente boliviano explicó que «deberían haberse realizado antes del 3 de mayo, pero por la pandemia se debió modificar el calendario electoral. Nuevamente la Asamblea Legislativa Nacional decidió dar 90 días, hasta el 2 de agosto. Los golpistas demandaron esa ley por inconstitucional», detalló.

“La línea de la política norteamericana y la derecha fascista racista quieren que se quede el gobierno de facto por otros dos, tres años. Textualmente dijeron que tendremos elecciones «cuando nos de la gana». Sin embargo se avanza rumbo a las elecciones y esta demanda de inconstitucionalidad ha sido descartada por el Tribunal Constitucional”.

Acerca del proceso electoral, consideró que “debe haber acompañamiento de la comunidad internacional, observadores, y hacer un seguimiento con mucho conocimiento para evitar cualquier fraude. Acá hay un tema de fondo, cuando los gringos muerden no sueltan. Esto no es sólo un golpe al indio, sino establecer un modelo económico y fundamentalmente el tema del litio”.

“Aquí estamos enfrentados privatizadores y nacionalizadores, por tanto los movimientos políticos que están con el pueblo, y un sector de la derecha, con el imperio norteamericano. Con mucha inversión desde Estados Unidos nos quitaron el poder con violencia, pero nuestro deseo es volver en democracia con la conciencia del pueblo. Nosotros estamos convencidos que vamos a ganar la elecciones porque en octubre ganamos en la primera vuelta”, aseguró Evo.

Respecto al tema de la corrupción, celebró el manifiesto sobre la amenaza militar contra el poder legislativo “de parte de asambleístas, congresistas, y hasta expresidentes como Dilma y otros mensajes de apoyo ante esta amenaza a la Asamblea legislativa Plurinacional”, aunque consideró que “fuera de esto, la corrupción es impresionante. La derecha usa el poder como una competencia de quién roba más de algunos ministros y el órgano ejecutivo de facto. Eso decepciona a todo el pueblo”, sostuvo.

De todos modos, afirmó que “el pueblo perdió el miedo al gobierno de facto. Intentaron proscribir al MAS desde el imperio norteamericano, pero el pueblo se ha impuesto, legítimamente nos corresponde llevar esto. Acá debatimos desde Buenos Aires nuestro candidato a presidente y vice, que es una fórmula ganadora, pero vienen otra vez las amenazas para postergar las elecciones. Ahora quieren usar las fuerzas armadas para acabar con este proceso democrático”.

“Si no fuera la pandemia el pueblo estaría en la calle, el pueblo ha entendido perfectamente que el coronavirus hace mucho daño a la vida y soporta sin ingresos y alimentos porque no hay presencia del Estado para enfrentar la cuarentena. Ellos tienen que garantizar las elecciones, es su compromiso”.

Morales también se refirió a las víctimas de la dictadura: “En dos semanas ya había más de veinte muertos, las masacres más grandes en Cochabamba”, señaló. “Después los heridos seguían muriendo y me dicen que son más de 30 muertos, a balas, por torturas, y algo que la comunidad nos ha informado: los heridos llevados a los hospitales, por instrucción del gobierno de facto, había fiscales que los procesaban. Por eso muchas familias prefirieron llevarlos a su casa sin asistencia médica. No ha habido ninguna asistencia humanitaria”.

En respuesta a qué hace falta para garantizar definitivamente la democracia, Evo Morales sostuvo: “La conciencia del pueblo. El pueblo está organizado y movilizado para defender nuestro proceso de cambio, nuestra revolución democrática y cultural. Además, algunos policías que están arrepentidos y algunos empresarios se dan cuenta que nuestro proceso es lo mejor. Por tanto, debemos blindarnos con la gente patriota y el seguimiento permanente de organismos internacionales. Y estoy seguro que después de ver lo que ha pasado en Bolivia, se van a dar cuenta que la están destrozando”, concluyó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *