Trump amenaza con recortar fondos a las escuelas que no reabran por el coronavirus(Video)

Al mismo tiempo que gobernadores y alcaldes informan en Estados Unidos de cifras récords de contagios diarios y de un incremento acelerado de la ocupación de los hospitales, el presidente Donald Trump exigió hoy que las escuelas reabran en septiembre, en el inicio del año escolar, y prometió que «presionará mucho» para que ello suceda.

«Vamos a presionar mucho a los gobernadores y a todos los demás para que abran las escuelas y las abran», aseguró el mandatario antes de comenzar una mesa redonda con personalidades del mundo de la educación en la Casa Blanca.

Mientras que los casos siguen en aumento, el mandatario, quien el sábado pasado había minimizando la enfermedad al decir en el 99% de los casos era «inofensivo», hoy volvió a doblar la apuesta al asegurar que «a los jóvenes les va extraordinariamente bien», en referencia a las bajas estadísticas de decesos en los casos de jóvenes contagiados.

En este sentido, Trump, dijo hoy que las recomendaciones de las autoridades sanitarias de su país para reabrir las escuelas son «muy duras y caras» y amenazó con recortar fondos a los colegios que no abran en septiembre, al inicio del ciclo lectivo.

El tuit de Trump llegó luego de que exigiera ayer la reapertura de las escuelas de todo el país en septiembre y dijera que iba a presionar a los gobernadores para lograrlo, pese a que el país sufre el mayor repunte de casos de coronavirus en dos meses y está a punto de superar los 3 millones.

Sindicatos docentes, padres de alumnos y autoridades de Educación de estados republicanos, como Texas, rechazaron la intención del presidente de obligar a abrir las escuelas por temor al contagio de coronavirus.

Las directivas del Centro para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) de Estados Unidos para poder reabrir las escuelas hacen hincapié en la higiene, el uso de tapabocas y la posibilidad de alternar clases en los colegios con clases online.

También aconsejan dividir los cursos en dos, contratar personal educativa de reserva, modificar la disposición de los pupitres para mantener el distanciamiento social, poner barreras físicas y cerrar los espacios comunes.

«Estoy en desacuerdo con @CDCgov en sus guías para abrir las escuelas, muy duras y caras. Aunque quieren que abran, están pidiendo a las escuelas que hagan cosas impracticables. ¡¡¡Me reuniré con ellos!!!», tuiteó el mandatario republicano.

También dijo que podría «recortar fondos» para las escuelas que no reabran, aunque el grueso de la financiación de las escuelas públicas corre por cuenta de los gobiernos estatales o locales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.